sábado, 11 de octubre de 2014

El día de los sinceros.




El día en que la sinceridad te asuste
y las cortinas se mueran de hastío 
cerradas ventanas, ojos planos, 
siempre las mismas canciones
para aferrarse uno a la regularidad salvaje
al manifiesto rigor ritual de la cotidianidad.

El día en que la sinceridad te asuste
y los corazones en abierto, expuestos
sobre el asfalto o lanzados a sabiendas 
para que con seguridad las fieras 
se los zampen de un bocado cruel
también participen de tu miedo.

El día en que la sinceridad te asuste
y no quieras más bocas, te arranques los oídos
perfores tu lengua con astillas
para imposibilitar el diálogo
para morirse poco a poco
o acelerar el proceso de redundancia
para que su motor rítmico
nos muela el ansia
nos abarque en su cansancio
nos viole descaradamente
nos mate, nos mate, nos mate
el tiempo de habernos dicho
el momento, el punto crucial
donde uno se relaja y pasa 
donde uno desaparece y piensa
que se ha salvado para siempre.

El día en que la sinceridad te asuste
no valdrá para nada 
lo que dijo Benedetti
no significará las mismas cosas
lo que asumió Sabines
o lo que cantó Jara
o cualquiera de los otros 
que nos decían 
cosas importantes 
a pesar de toda esta deriva...
no valdrá la pena
no será el signo
todo serán excusas
menos dejar que pase el milagro
donde no se duda
donde ninguna mentira se aloja.

El día en que la sinceridad te asuste
seremos el mismo cáncer
irremediablemente contaminados
tomando café
en sanas y asépticas compañías
seremos los hijos de este destino probable
de esta soledad discreta
que todos sobrellevamos
en el borde de la vida.

El día en que la sinceridad te asuste
ya no seremos nosotros
serán otros ellos, perdiéndose
desprendidos resúmenes
de aquello que no fue
precoces pasajeros
de este rumor fractal
rostros, voces, silencios
parte de algo irreconciliable
origen de nuestro propio drama.

El día en que la sinceridad te asuste
sí, amor, sí
estaremos bien re- muertos.

------------------------------------------------

Ferran Garrigues Insa

No hay comentarios: