martes, 24 de marzo de 2015

El histrión.

A photo posted by Ferran Garrigues (@ferrangarrigues) on

A pesar de todas las cosas que pudo imaginar
el joven ya estaba muerto
pesado hasta el más mínimo detalle
aparentaba una mirada clara y concisa
un espacio abierto para la luz
en el quicio de la puerta
a veces no medía el tiempo
y le daba la importancia justa a la existencia
pero no era ambíguo ni demasiado condescendiente
no sé
era un hombre extraño
había fallado demasiadas veces
y todas y cada una de ellas
lo había reconocido
se sabía falible
deshonesto
pasado de rosca
infeliz
patético
y sabía también que era posible
cambiar hasta aburrirse de tanto transformarse
de las cosas que eligió hacer
sintió arrepentimiento de casi la totalidad
pero ascendió gracias a su expediente
hacia una emancipación casi inequívoca
para dar el gran salto
entre una y otra profecia.

Existe en los párrafos de un poema deprimente
se desespera por salir a la calle
caminar los peldaños de la escalera
que un cualquiera acaba de leer en voz alta.

No entiende la risa manifiesta
de los que se atan la corbata obviando a sus mujeres
mientras gratuitamente es descrito
entre los ojos que pasan afilados
con ganas de evitar sonrojos
o parecidos razonables al finalizar
cuando el poso resume el gesto
y la memoria se decanta por la decrepitud.

Es un tipo obvio
uno de esos mal apodados: buenos tipos
una respuesta concisa al desconcierto
una voz dotada de trinos imperceptibles
y todos los gestos venían aglomerados
en el lugar inaccesible de su rostro
como una avalancha amable
incapaz de sostenerle.

Todo fragilidad
es su temperamento
una persona cualquiera
hija de nuestro tiempo
de cualquier tiempo
hecha de tiempo
a destiempo de la suerte
un despropósito predicho
una verdad dispuesta
el giro salvaje e inesperado
una onda en la superficie del encuentro
un desajuste final y relevante
la promesa indescifrable
justo antes de la muchedumbre
ante el olvido de la nada
eso aparenta
o eso decían que había sido
pero hasta ahora
era justamente eso
una irremediable voltereta
por así decirlo:

Todo un personaje.

--------------------------------------

Ferran Garrigues Insa

No hay comentarios: