martes, 10 de mayo de 2016

Levantarse y caer.

Levantarse en el precipicio de las cosas
cuando la bruma juzga 
si caer hacia el vacío
es siquiera caer
nos cruzamos en esa línea
tú bien lo sabes
que nos cruzamos.

Dicho
hasta luego
abrazo
golpecito en la espalda
algunos consejos sobre el amor
al menos te despediste 
de esa manera probabilista
en la que la vida trata el adiós
porque nunca se sabe.

No sé si cada vez que eso pasa
tomar responsabilidad de vivirse
hasta el límite
rompiendo cualquier acomodo
es algo que pueda adjetivar
no sé si no haber recogido
los trozos esparcidos del cuerpo
y pasar sobre las ruedas
el bullicio de ojos 
atrapados en tu acción
hizo algo en mí
que otra cosa no hiciera.

Acostarse en el preámbulo del sueño
saber que despertar es una alternativa
estar dispuesto a morir 
cada vez, cada vez
con esta cotidianidad 
de la misma manera
en que parten 
las bestias 
cuando llega su momento.

Convertir los poemas desde entonces
en un manifiesto dotado de reflexión
en un intento por devolverte
por traerte conmigo
mientras la memoria escapista
teje su red de olvido
y aleja toda consideración
desdibujando la fábula
donde pudimos ser otra cosa
entendernos así
como algunas veces sucede
en nuestra crítica soledad.

----------------------------------------------

Ferran Garrigues Insa

No hay comentarios: