jueves, 2 de junio de 2016

Sil En Cia Dos

Que exista la palabra
para decir silencio
y se nos ahogue la voz
para poder nacerlo
convertir un poema
en un diccionario de supuestos
y buscar desentramar el trabajo de la academia
volver a regirnos por el pasmo
al que nos abalanzan los versos.

Silencio
es hoy la calma de las olas
de los que nos bañamos en esta costa
y de los que comemos peces
engordados por migrantes.

Silencio
es la mujer que asiente
al ser penetrada
desea tener un hijo
de cualquiera que la trate
ni siquiera medio bien
con el consentimiento
de saber que perpetúa su propia muerte.

Silencio
es el de los pies del padre
balanceándose
tras anudar la correa
alrededor del cuello
para librar a la familia
de las cargas de una hipoteca.

Silencio
es la mordaza
que se impone a los que alzan la voz
para mejorar al conjunto
para reclamar la vida
como una frontera insubversible.

Silencio
es la economía
hecha de cantidades inventadas
que se infiltran
veneno hecho de costumbre
en los quehaceres nuevos
que ya no son los que eran antes.

Silencio
es el perro
que admites amar
sin tapujos
delante de cualquiera
pero al que no dejas volver a ser libre
ni regresar a su salvaje estado
a cambio de una creciente esclavitud.

Silencio
es todo pensamiento
que aunque dicho
ya no escucha nadie.

Silencio es todo lo que quedará
después de los esfuerzos
roce de gigantes
explosión sin tímpanos
lenguaje de la desintegración.

-----------------------------------------------------------

Ferran Garrigues Insa

No hay comentarios: