lunes, 12 de septiembre de 2016

Ofrenda/Ritual/Mutación/Encuentro.

Aquí le ofrezco
este lugar tácito
donde demorarnos
el dedo en la palma
la sien en el costado
y no perdernos nada
ni archivarnos el dolor
pasando como espectros
entre las luces y las sombras
que nos acontecen.

Aquí le pido
deje el espacio primitivo
para que las puertas cedan al impulso
para que las cosas sean elevadas
destruídas
al paso del tifón
donde me gustaría encontrarle
para decirle al oído
todo lo que pudo permanecer.

En este lugar transito
desvisto la lujuria
de carnes proclives a la demora
acelerando el pasaje
juntando fuerzas y residuo
coraje y vivencia
pasando por las zonas clave
esperando que nos lleve la suerte
hasta ese lugar mejor
que nos prometemos cada noche.

Incluso la previsión más justa
ha reducido el coste de la vida
dejándonos el hueso para mondarle el caldo
sumarnos a la codicia de no sabernos amados
esperando que alguien venga y sea y nos descubra
cuando no queda nadie en los lugares mágicos
ni queda ninguno detrás de las ofrendas.

Y después de todos los regalos y todos los dones
no sabría si seducir los impulsos
o caer en la última azotea
así, tal cual, palomas migrando enfermedades
ojos absortos en el pasmo
por una miga más 
una muestra más que la esperanza desespera
un estrado más 
una escalón más
una ventana más arriba
del lugar más alto
desde donde aprender a caer
sin ser consumidos por nuestra provocación
antes de quedarnos sin luz
bajo la fronda del símbolo
en la frontera del espejo
después de revelar lo convenido
en el ámbito molecular del encuentro
a la espera de una primera glaciación.

---------------------------------------------

Ferran Garrigues Insa

No hay comentarios: